frases de la vida 10 (1)

De acuerdo a la música que escuchaba, uno podía adivinar su estado de ánimo. Generalmente a media mañana, se preparaba un café, encendía su ordenador, se colocaba los auriculares y mientras bebía el café abría la página de “youtube”.

Si elegía a Johnny Ventura, los Hermanos Rosario o Compay Segundo, estaba alegre. Cantaba los temas, a veces se paraba y daba algunos pasos y otras desenchufaba los auriculares, subía el volúmen y cantaba a coro con la música.  Lo mirábamos , lo aplaudíamos y mamá le decía que debía dedicarse al canto. Él se reía y se colocaba los auriculares de nuevo, como sintiendo vergüenza por ese comentario y seguía tarareando sus temas preferidos.

Si sonaba Juan Luis Guerra, estaba melancólico pero alegre. “Bachata rosa” y “Ojalá llueva café” eran sus preferidas entre otras,  ya que las cantaba y bailaba sólo,meneando sus caderas y moviendo sus pies al compás. En cambio si escuchaba a su amigo Fernando Casado, Agustín Lara, los poemas musicalizados de su padre don Pedro Mir, incluso a Richard Clayderman era porque estaba melancólico y tristón. Los escuchaba bajito, sin auriculares, se acercaba a la ventana y su mirada se perdía. Era cuando comenzaba a contar cosas de su niñez en el ingenio, las travesuras con su hermano Perico o algún paseo con sus tías.

Había temas que aunque no tuvieran nada que ver con República Dominicana, él los enlazaba de alguna manera y encontraba similitudes en el ritmo o en las letras. “La chica de Ipanema” y “Adagio a mi país” eran alguno de ellos y no se cansaba de escucharlos. y cantarlos.

Cuando afloraba su lado romántico ponía a todo volúmen temas lentos cantados por Whitney Houston, siendo su preferido el tema central de la película “El guardaespaldas” : I will always love you.

Al estar viviendo en Uruguay, comenzó a interesarse por algunos músicos y temas como por ejemplo Numa Moraes que musicalizó algunos poemas de autores caribeños, le gustaban los temas movidos de Ruben Rada y las “bachatas uruguayas” de Lucas Sugo.

Recuerdo una tarde que estaba haciendo zapping en la TV y se detuvo en un canal musical,pregunta: ¿Cómo se llama ese grupo?

-UB40, respondo.

-¿De dónde son?

-Ingleses.

Después de su siesta, enciende la laptop y a los pocos minutos estaba sonando UB40 con “Falling in love with you” y él lo bailaba con su forma tan particular.

Imposible olvidar esos momentos musicales que le daban placer y lo mantenían en sintonía con todo su ser, su tierra y sus afectos. Imposible olvidarlo con los auriculares puestos y tarareando algún tema.

Ya son dos meses y se te extraña, la casa está vacía sin tí pero la música sigue sonando para deleite de nuestra alma, para que la sigas escuchando desde donde estés.